Quiero alquilar mi piso: ¿qué tengo que hacer?

“Quiero alquilar mi piso: ¿Por dónde empiezo?” Las dudas que aparecen cuando tomamos la decisión de poner nuestra vivienda en alquiler son muchas. Si eres de los que se han decidido a alquilar esa vivienda que tienes vacía, has elegido el momento ideal. El alquiler está al alza, y ofrece una rentabilidad cercana al 7%. Las ventajas de poner tu casa en alquiler son muchas, pero la principal es que ahorrás los casi 2.000 euros de gastos fijos que se calculan por vivienda, entre impuestos, seguros y recibos de comunidad, luz, gas y agua. Eso sí: no olvides que debes cumplir con la normativa vigente y tenerlo todo en regla. Toma nota de estos consejos básicos para alquilar tu piso sin sobresaltos.

Revisa que la vivienda cumpla con todos los trámites

Antes de poner en alquiler tu vivienda, asegúrate de que el inmueble tiene todos los permisos en regla: cédula de habitabilidad en vigor; certificado de eficiencia energética (que tendrás que presentar al inquilino); y todos los recibos de servicios y comunidad al día. Si alguno de estos requisitos está pendiente, resuélvelo antes de alquilar.

Acudir a profesionales inmobiliarios

“Quiero alquilar mi piso, pero no sé qué procedimiento tengo que seguir”. Es normal tener esta preocupación. El proceso legal de alquiler de una vivienda es más complejo de lo que parece. Por eso, siempre es recomendable acudir a profesionales que te asesoren y lo gestionen todo por ti. Las inmobiliarias son una buena opción, ya que tienen una base de potenciales compradores para tu vivienda y todos los conocimientos legales que necesitas. Por supuesto, puedes realizar las gestiones por tu cuenta si quieres. Pero te recomendamos, al menos, asesorarte para redactar el contrato de alquiler, depositar la fianza donde corresponde, y otras gestiones que pueden resultar complicadas.

La fianza debe depositarse en el organismo correspondiente

Como te hemos comentado en el punto anterior, la fianza es una de las cuestiones de mayor importancia a la hora de alquilar tu piso. Es obligatorio que la fianza del alquiler se deposite en el organismo encargado de custodiarla y devolverla de acuerdo a su propia regulación, y que está gestionado por las comunidades autónomas. No puedes saltarte este paso si quieres que todo sea legal. En el caso de la Comunidad Valenciana, debe hacerse en los registros de la Dirección Territorial de Hacienda de cada capital de provincia, dentro de los 15 días hábiles siguientes a la celebración del contrato de arrendamiento.

Lee aquí más sobre las novedades en la legislación de alquiler de viviendas en España

Pide garantías adicionales

Otro consejo importante para alquilar tu vivienda es pedir garantías adicionales a la fianza, si lo consideras necesario. La ley lo permite, y siempre es una garantía del cumplimiento de las obligaciones de pago. El objetivo es que el inquilino demuestre con la documentación necesaria que está en disposición de pagar la renta: seguridad social, tributación a Hacienda, e incluso un aval.

Arregla la vivienda antes de alquilar

Muchos propietarios nos comentan: “Quiero alquilar mi piso, pero no estoy dispuesto a invertir nada en él”. Esto es casi siempre un error. Para tener mayores opciones de alquilar tu vivienda es necesario que esté en buenas condiciones y arreglada. Cuando vayas a enseñarla, la casa tiene que dar buena impresión y animar al potencial cliente a que viva en ella. Si el inmueble necesita pequeños arreglos, no dudes en hacerlos: una mano de pintura, algún mueble que falte, cambio de enchufes… Este lavado de cara servirá, a la vez, para hacer unas fotos bonitas y profesionales que te ayuden a promocionar la vivienda.

Pon un precio razonable

Uno de los puntos más importantes que determinan si un inmueble se alquilará pronto o no, es el precio. Cuando la vivienda tiene un precio ajustado al mercado, realista y atractivo, es mucho más fácil encontrar inquilinos. Este precio debe basarse siempre en un estudio de mercado, de la zona y de la vivienda que quieres poner en alquiler. En este sentido, los profesionales inmobiliarios pueden ayudarte a establecer la mejor mensualidad para tu casa, ya que conocen bien el sector y cómo se mueven los precios en el barrio.

Un contrato bien redactado

Una vez que hayas encontrado al inquilino ideal y todo esté en orden, es hora de redactar el contrato. El asesoramiento de un profesional es muy importante en este punto, porque el documento de alquiler marcará la relación que tengas con el inquilino y vuestros derechos y obligaciones. Siempre es recomendable que el contrato se complete con un inventario de la vivienda, si es que la entregas amueblada y con electrodomésticos. Este inventario debe firmarlo el inquilino y se revisará cuando abandone la vivienda.

¿Necesitas asesoramiento para poner tu vivienda en alquiler? Ponte en contacto con nosotros y déjalo en manos de profesionales inmobiliarios con experiencia y la mejor base de datos de potenciales inquilinos.

Por | 2019-01-21T14:57:41+00:00 11 enero 2019|Categorías: Noticias|Tags: , , , |0 Comentarios

Para continuar visitando la web acepta nuestra política de cookies más info

The cookie settings on this website are set to "allow cookies" to give you the best browsing experience possible. If you continue to use this website without changing your cookie settings or you click "Accept" below then you are consenting to this.

Close